Rocas de Famara

Rocas de Famara

Por ese lugar paseaba de pequeño el genial César Manrique, y fue aquí donde sintió una fuerte conexión con la naturaleza. Estos paisajes lo empujaron a ser el artista tan genial y mundialmente conocido y apreciado que fue. Después de haber viajado por todo el Mundo y haber regresado a Lanzarote, se radicalizó en su postura conservacionista, e hizo y luchó hasta su muerte para que Lanzarote no se convirtiera en un producto más de la especulación urbanística. Gracias a su claridad de ideas, su carisma y su lucha, Lanzarote es la isla que es hoy, contando con lugares tan mágicos como esta playa de Famara.

Quizá Manrique no sea el único al que este lugar el transforme y le haga tomar un camino determinado en la vida. Ojalá que muchas generaciones puedan pasear por esta playa y que la disfruten tal y como está, con su arena tan fina, el agua limpia y sus 8 kilómetros de aire limpio y fresco.

Os dejo un enlace a un documental sobre la vida de Manrique. Taro, el eco de Manrique.

Author Bio

Jaime

1 Comentarios

  1. Julian Andrade 17 noviembre, 2013

    Hacia tiempo que no veia tu blog, por que hay que ir a ver si hay algo y esta vez lo había. Muy bien las rocas y el cielo, yo creo que el tema no da para mucho.
    Saludos y a pintar.

Deje un comentario